Noticias & Orientación

ATLANTA.- Bobbi Kristina Brown, hija de la cantante Whitney Houston, murió por una combinación de ahogamiento en una bañera e intoxicación por varias drogas y alcohol, según los resultados de la autopsia dada a conocer hoy por las autoridades. De acuerdo con la oficina del médico forense del condado de Fulton, en el estado de Georgi, Estados Unidos, la joven murió a causa de neumonía por encefalopatía isquémica hipóxica e inmersión bajo el agua con intoxicación por mezcla de drogas. Entre las drogas citadas en el reporte, está el alcohol, marihuana, benzoilecgonina (sustancia relacionada a la cocaína), benzodiazepínicos (sedante) y morfina. El reporte califica además la forma de muerte como “indefinida”, tras descartar “causa natural”. Un juez de la corte del condado de Fulton, en el área metropolitana Atlanta, ordenó este jueves revelar la autopsia que estaba sellada desde septiembre, cuando la corte consideró que la difusión de este documento podría causar un eventual peligro a los testigos y comprometer la investigación de la muerte de la joven. Bobbi Kristina Brown, de 22 años, fue hallada inconsciente en la bañera de su casa por su expareja, Nick Gordon, en enero de 2015. La joven falleció en junio del año pasado en un centro de cuidados paliativos en Atlanta después de pasar seis meses en coma. Era la única hija del matrimonio entre los cantantes Bobby Brown y Whitney Houston, fallecida en febrero de 2012 a los 48 años ahogada en la bañera de un hotel en Beverly Hills tras años de batallar con adicciones a diversas sustancias. Los apoderados de Brown interpusieron a finales de junio una demanda contra Gordon, por abuso físico y retirar sin autorización dinero de la cuenta bancaria de Bobbi Kristina. De acuerdo con la denuncia, que exige una suma de 10 millones de dólares por daños y perjuicios, el hermano adoptivo y pareja de la víctima la agarró del pelo y la arrastró por las escaleras, le propinó un fuerte golpe en la boca que le rompió una pieza dental y retiró dinero de su cuenta sin autorización.

En enero México comenzará un debate nacional para estudiar la mejor forma de regular la marihuana. El Gobierno ha convocado a las mesas de diálogo a miembros de la sociedad civil, autoridades e integrantes de la comunidad científica. En esa discusión se escuchará la voz de María Elena Medina Mora (Ciudad de México, 1953), una reputada psicóloga mexicana integrante del Colegio Nacional y del consejo de sabios de la Universidad Nacional, la UNAM. Medina Mora cree que se debe regular la marihuana, pero se debe impedir la venta como se hace en algunas partes de Estados Unidos. También cree que los esfuerzos del Estado mexicano han sido insuficientes, como la reforma de narcomenudeo que impulsó el Gobierno en 2009. “No tuvo el impacto que debió haber tenido y las dosis que se aprobaron fueron muy pequeñas y se tienen que incrementar”.

Pregunta. ¿Qué aportará la ciencia en un debate como este?

Respuesta. Mucho. El tema es muy complejo porque en México tenemos todas las aristas: la producción, el traslado, el consumo, el narcotráfico y crimen organizado. Y está el tema de la violencia. Hemos tenido demasiados muertos. Todo esto desempeña un papel de cómo nos afecta como país. No lo podemos solamente ver como un problema de salud o de seguridad porque las soluciones no se armonizan.

Respuesta. Mucho. El tema es muy complejo porque en México tenemos todas las aristas: la producción, el traslado, el consumo, el narcotráfico y crimen organizado. Y está el tema de la violencia. Hemos tenido demasiados muertos. Todo esto desempeña un papel de cómo nos afecta como país. No lo podemos solamente ver como un problema de salud o de seguridad porque las soluciones no se armonizan.

R. El tema está lleno de ideologías. Cuando esta interviene es muy difícil saber dónde poner la evidencia científica. Todas las políticas tienen efectos adversos. Hay que debatir qué tan grandes, cómo las podemos medir y en qué momento el beneficio de la comunidad está siendo afectado por estos efectos. La cárcel no es la respuesta, la persona que entra con dependencia a la cárcel sale de ella con dependencia y vuelve a delinquir. Una enfermedad no se trata allí. En eso hay consenso en la comunidad científica.

P. ¿Está en favor de la regulación?

R. Sí, hubo un antes y un después. Y eso ya no tiene vuelta atrás. A eso vamos a llegar. La comercialización de la marihuana no debe de aprobarse. No creo en un libre mercado que preserve la salud pública. No creo que deba llevarse a la gente a la cárcel por fumar y creo que debemos proteger a los jóvenes para que no tengan acceso a la marihuana. No es una droga inocua. Lo recomendable es que no se use.

P. ¿Por qué impedir la comercialización?

R. En este país tenemos una experiencia muy clara de las dificultades de regular el alcohol y el tabaco. A los jóvenes y niños se les sigue vendiendo en las tiendas. Hay estímulos al consumo y regular esos intereses económicos se vuelve muy complicado. Una buena política de salud pública debe limitar esos intereses. Desde esta perspectiva no se debe permitir la comercialización.

P. ¿Es la marihuana una medicina?

R. No. Los componentes de la marihuana tienen un potencial farmacológico muy importante. Y eso se debe de explorar. Sabemos que tiene un impacto sobre el dolor y que untada se ha usado históricamente en este país para el reumatismo. Cuando probamos los primeros cuestionarios a principios de los setenta resultó que el mayor consumidor de marihuana en México eran las mujeres de 50 años y más. Obviamente, lo que se estaba reportando era la marihuana untada. No podemos pensar en una marihuana medicinal fumada porque no queremos dar un medicamento que ocasione otro daño, a los pulmones, por ejemplo. Debería de ser inhalada o consumida. En fin, eso tiene que probarse.

P. ¿Qué tan dañina es para los menores?

R. La marihuana tiene efecto cerca de los receptores de la atención, la concentración y memoria reciente. En edades tempranas puede ocasionar menor aprovechamiento escolar y un mayor índice de reprobación y causa una pérdida de coeficiente intelectual y un problema de deterioro cognitivo. Si se inicia su consumo en edades bajas la proporción de dependencia aumenta significativamente. Esa es una evidencia. También tenemos casos de psicosis, que están relacionados a factores de riesgo.

P. ¿Puede causar la muerte?

R. De sobredosis no. Puede provocar una muerte prematura en las personas que desarrollen esquizofrenia. Y muchos días vividos sin salud. Manejar bajo los efectos de la marihuana no es una buena idea. Modifica la percepción de tiempo y distancia e incrementa el riesgo de accidentes. El ingreso en salas de urgencia con niveles positivos de marihuana ha incrementado.

1. Es bueno que hable con sus hijos acerca del tabaco, el alcohol y las demás drogas.   
Quizás encuentre que poseen ideas erróneas y falsos mitos en torno a las propiedades de las drogas. Usted puede ayudar a que sus hijos dispongan de la información adecuada.  
   

SANTO DOMINGO.- La Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD), con los auspicios del Reino Unido, inició este lunes el entrenamiento del personal operativo e investigativo de la nueva “División Transnacional contra el Narcotráfico” (DTCN), creada para contrarrestar el uso del territorio dominicano para el trasiego de drogas hacia Europa.

Detenidos en la operacion contra el tráfico de drogas en Girona

El operativo contra el tráfico de droga que los Mossos de Esquadra han llevado a cabo esta mañana se ha saldado de momento con 26 personas detenidas. La policía ha realizado más de una veintena de registros simultáneos en el barrio de la Font de la Pólvora de Girona, pero también en otras poblaciones de la provincia como Blanes, Maçanet de la Selva, Llagostera y Quart, además de en Sant Cosme, en El Prat de Llobregat.

Page 1 of 5
  • Tweets